Inicio » Beisbol » Panamá corneó a toda la cuenca

Panamá corneó a toda la cuenca


Los Toros de Herrera embistieron con su mejor béisbol para dejar frías a las consideradas cinco mejores ligas del área

JOSÉ LUIS LÓPEZ | CARACAS.- Cuando en la tarde del domingo 27 de enero, Cardenales de Lara pensaba que jugaría ante su gente la LXI Serie del caribe, en Panamá la afición estaba ajena a que volvería a un clásico regional en apenas días y que ese retorno acabaría con una sequía de 69 años sin lograr un título en el evento.

Toros de Herrera, equipo desconocido para el grueso de la afición de la cuenca caribeña. En apenas una semana se convierte en harto conocido, merced a su hazaña consumada en su Estadio Nacional Rod Carew de Ciudad de Panamá.
Embistió con todos los elementos básicos del beisbol, perfectamente ejecutados. Buen pitcheo, tanto abridor como de relevo intermedio y de cierre. Bateo oportuno y contundente, amén de una buena defensa.

En términos más resumidos, Panamá jugó bien al beisbol, con enjundia y con ganas. Y quien juega así merece ganar.

Lara deja su marca en 11-16 al cabo de cinco series del Caribe, con balance de 1-1 ante clubes cubanos y 4-6 frente a México, los países que encaró.

Su único jonrón, conectado por Carlos Rivero en la primera fecha, fue el primero de un criollo en Panamá desde que Luis Aparicio se llevara la cerca del “Juan Demóntenes Arozemena” con la franela de Rapiños en 1960.

Por último, Toros une su nombre a los Yanquis de Carta Vieja, campeones de la II Serie del Caribe en el parque “Sixto Escobar” de San Juan de Puerto Rico, con registro de 5-2 en 1950.

Un título también sorpresivo, pues debió vencer en juego extra 9-3 a los locales Criollos de Caguas.

Add Comment

Agregar comentario

Chica Lider

Lo Más Visto