jueves, julio 18, 2024
InicioBeisbolTripleplay | El antepasado de Shohei Ohtani

Tripleplay | El antepasado de Shohei Ohtani

Al iniciar estas líneas, el japonés Shohei Ohtani había participado en los once juegos de su equipo los Ángeles de Los Ángeles. El toletero zurdo tenía un promedio ofensivo de .364 puntos con 4 jonrones y 12 carreras empujadas, era el líder de la Americana con dos triples y había estafado dos bases.

Asimismo como lanzador, el derecho contaba con una apertura y una efectividad de 1.93 en cuatro entradas y dos tercios y siete ponches.

Muestrario que nos dio pie para arriesgarnos a afirmar, que al menos en el beisbol de las grandes ligas, ya no se puede hablar de extinción del arquetipo de pelotero que puede hacer de todo en el terreno de juego con un alto nivel de competitividad. En realidad, no debe faltar por allí quien pueda hacerlo. Solo que los tiempos y las costumbres han cambiado, por que se prefiere que el pelotero se desempeñe en un solo rol, de manera de poder sacar el máximo provecho. Hay de todo un poco en esa decisión.

Lo económico y el proteger el físico del pelotero. Pero según parece hasta los momentos, los Ángeles han desechado esa visión con Ohtani, quien llegó a la gran carpa en 2018 luego de una estadía de cinco campañas en el beisbol de su país con los Fighters de Hokkaido.

Y no es que la historia centenaria de las ligas mayores esté llena de ejemplos como el de Ohtani, pero cuando nos referimos a su “antepasado” nos referimos en concreto a quien mostró una capacidad sin par en el desempeño como pitcher y bateador, Babe Ruth.

Estuvo en las mayores entre 1914 y 1934 con los Medias Rojas de Boston y los Yanquis de Nueva York, antes de una breve pasantía con los Bravos de Boston en 1935, su temporada de despedida a los 40 años de edad. En ese lapso su carrera tuvo dos etapas, como lanzador y jardinero.

En la primera ganó 18, 23, 24 y 13 juegos en Boston, mientras fue líder de la liga una vez en efectividad, otra en aperturas, una en encuentros completos y otra en blanqueos, lapso en que los Medias Rojas ganaron dos gallardetes. Entre las Series Mundiales de 1916 y 1918, Ruth ganó tres partidos y dejó una efectividad de 0.87 en 31 innings.

Sin embargo, al llegar la “bola viva” y ser enviado a los Yanquis en 1921, se convirtió en uno de los bateadores más temibles, sino el más temible de la gran carpa. Doce veces fue líder de la Americana en jonrones con su mítico tope de 60 cuadrangulares en 1927, mientras en otras diez temporadas daba al menos 40 y en otras tres al menos 50. De por vida, Ruth largó 714 vuelacercas.

En más de un siglo, solo Barry Bonds con 762 y Henry Aaron con 755, han superado la barrera de los 700 jonrones. Igualmente, el bateador y lanzador zurdo, remolcó 2211 anotaciones y bateó para .342. Como pitcher ganó 94 encuentros y perdió 46 con efectividad de 2.28 en 1221 entradas. Lo que en realidad no es más que un apretado resumen de su singular desempeño.

El dilema por resolver: ¿bateador o lanzador?

Cuando Ohtani llegó las grandes ligas estaba por cumplir 25 años, la misma edad que tenía Ruth cuando en 1920 decidió convertirse a tiempo completo en jardinero, entretanto iniciaba su despliegue ofensivo.

Los caza talento de los Ángeles han debido deslumbrarse con su destreza natural pero algunos fogonazos de su maestría en el campo, tienen expresiones en los números que no podían pasar por alto.

Por ejemplo, como lanzador en la temporada de 2015, tuvo marca de 15-5 con efectividad de 2.21 en 162 entradas y 199 ponches. Como bateador en 2016, cerró con un average de .322 en 104 encuentros junto con a 22 cuadrangulares y 67 carreras empujadas. En ese instante, contaba entre 20 y 21 años.

El tiempo dirá hasta cuándo soportará ese doble rol.

EN TIPS

Números irrepetibles

En sus doce campañas como líder de la Americana en jonrones conectados, Ruth lo fue más que cualquier otro bateador en la crónica de las ligas mayores. En otras trece temporadas impulsó un centenar de rayitas con un tope de 171 en 1921 y en cinco ocasiones superó la barrera de las 150.

¿Seguir el ejemplo de Babe Ruth?

De no contar simultáneamente con habilidades nada comunes como bateador y como lanzados, quizá los Ángeles no hubiesen dado el bono millonario que le extendieron a Ohtani. Nadie puede predecir lo que pasará mañana, pero quién quita que sigan el ejemplo de los Yanquis de Ruth. Solo bateador.

Lo último

La portada de hoy

Nosotros

Somos la publicación impresa y digital líder en deportes de Venezuela. Un medio del Grupo Últimas Noticias

Aliados de las Grandes Ligas del Beisbol

Contactos

© 2023 C. A. Últimas Noticias RIF J-00037398-1