Robinson Chirinos funge como guía de Gary Sánchez

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

La llegada de Robinson Chirinos a los Yanquis de Nueva York ha provocado un gran entusiasmo en el dugout, debido a que el criollo es considerado un jugador como mucha experiencia en las Grandes Ligas.

En su currículo destaca una Serie Mundial (2019) y, además, tiene la facilidad de ser un líder.

El no tener un papel seguro con los del Bronx, no ha sido impedimento para que el criollo guíe a sus compañeros en estos entrenamientos primaverales. Uno de ellos es Gary Sánchez, quien ve al criollo como un mentor para mejorar en el terreno.

El venezolano y el dominicano han tenido una buena comunicación en apenas una semana de spring training. Dejando claro que ambos pudieran ser compañeros a diario en la venidera campaña 2021.

“Hasta ahora, lo que he visto es que está trabajando duro”, comentó Chirinos a los medios locales.

“Sé que está trabajando su swing. Está poniendo a tono su defensa todos los días. He estado trabajando con él todos los días mientras recibe y bloquea”.

Sánchez, por su parte, ha sido cuestionado por su bajo rendimiento con el madero e inclusive, se ha hablado de ceder su titularidad a otro jugador.

El careta dominicano, también habló sobre el aporte de Chirinos.

“Siempre estamos conversando. Es un veterano ya. Yo aprendo de él y él puede aprender un poco de mí también. Para eso está la comunicación y siempre hemos tenido buenas conversaciones; siempre positivas. Por ahora todo marcha bien, viene el Spring Training y nos queda seguir conociéndonos”.

Más allá de la gran relación que ha mostrado con Sánchez, el venezolano quiere dejar claro que está dispuesto a competir y llevar a los Yanquis a un nuevo campeonato.

“Lo único que les pido a mis compañeros de equipo es que trabajen y mejoren, y sé que lo está haciendo. Ojalá hayan dado la vuelta y dejen ese mal año en el pasado. Es una gran clave para este equipo. Necesitamos que sea bueno y creo que va a hacer una buena temporada”.

El nacido en Punto Fijo, cumplirá 37 años el próximo 5 de julio y quiere soplar las velas formando parte del equipo grande la organización más laureada de todo el beisbol.

Es decir, hoy por hoy, el receptor no ha pensado empezar el año en Triple A. Su meta es guiar por mucho tiempo a los Bombarderos del Bronx, en especial al as de la rotación, Gerrit Cole, con quien conformó batería en la temporada 2019 en los Astros de Houston.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Enlaces patrocinados