miércoles, agosto 17, 2022
InicioOpinionesCristóbal GuerraAmérica, ¿y ahora qué?

América, ¿y ahora qué?

Disfruten de una nueva entrega de "Camiseta 10" por Cristóbal Guerra

A Perú no le alcanzaron su arrebato y su entrega de generosidad, como corresponde, para trascender y alimentar el sueño mundialista de Catar. Australia tuvo mejor puntería en los lanzamientos penales y dejó a la brigada suramericana mermada, una de las menos numerosa de los campeonatos recientes con solo cuatro selecciones en la batalla decisiva.

Solo salvó de esta locura de la repesca la gente de la Concacaf en virtud de Costa Rica, vencedora de Nueva Zelanda después de tener que defender el gol marcado por Joel Campbell a los tres minutos.

Además, por ahí andan al acecho Estados Unidos, México y Canadá, por acaso coanfitriones del Mundial 2026, aunque veremos si tal vigilia les va a alcanzar.

Así pues, la América tendrá que armarse de valor para contrarrestar todo lo que Europa representa. Su enorme cantidad de países en competencia, su potencia comprobada, su deseo de seguir siendo dueña del planeta futbolístico va a ser un muro de hormigón bravo de escalar. Con Francia, Inglaterra, España, Alemania, Portugal y Dinamarca en la vanguardia, se han puesto una coraza que parece impenetrable. Los hemos visto en la Copa de Naciones con su fútbol moderno, sólido, aunque ciertamente repetitivo.

La concepción de aquel continente, también es verdad, no presenta novedades tácticas, movimientos estratégicos que hagan presagiar una revolución como la que desde los tiempos de la Holanda del 74 no se han conocido en la expresión universal.
No obstante, y no sabemos por cuál intuitiva razón, esta vez el Mundial huele a América del Sur.

En una premonición que nos ha dado el fútbol luego de tantos años de seguirlo, de vivirlo, de respirarlo. Con ese particular ardor, lejos de adivinanzas ni de querer ser milagreros, sentimos el título cerca de Brasil o Argentina. Los europeos han mostrado ciertas grietas, particularmente en sus sistemas defensivos que pueden ser los entresijos para los trucos y las habilidades suramericanas.

El campeonato se va a jugar sin las ventajas de tal o cual clima, y tal razón va a ser óptima para los equipos suramericanos; tal cosa se va prestar para no saber qué trae el otro, es decir, para la facultad de improvisación característica de los jugadores de estas comarcas.

Lástima por Perú, por Chile, por Colombia y por Paraguay. Y por Venezuela, que sin embargo apunta hacia el porvenir con una muchachada que levanta la cabeza y promete ser alguien para el 2026. ¿O que no?.

¿Cuánto vale Telasco Segovia?

Una primera evaluación que lo sitúa en 350 mil euros no está mal para comenzar. Después de su actuación deslumbrante y ser catalogado como el mejor jugador del torneo Maurice Revello, comienza a levantar las miradas de Europa.

Miembro insustituible de la selección Vinotinto subcampeona en Francia, ya se comienza a catalogar como un valor en subida.

Ese nombre tan sonoro y tan poco común, Telasco Segovia, podría ser en poco tiempo el jugador venezolano de más valía y fundamento de la selección Vinotinto hacia lo que habrá de venir.
Ojo con ese chamo, que pudiera reventar la piñata del mercado en los próximos meses.

Deja un comentario

Lo último