viernes, julio 12, 2024
InicioOpinionesCristóbal GuerraMbappé vale un platal: ¿y cuánto el gol de Vini?

Mbappé vale un platal: ¿y cuánto el gol de Vini?

Disfruten de una nueva entrega de "Camiseta 10" por Cristóbal Guerra

Una cosa ha sido que el Real Madrid haya obtenido 84,5 millones de euros por su victoria sabatina ante el Borussia Dortmund, y otra, que el gol de asegurar la gran bolsa por la conquista sobre los alemanes haya hecho subir los enteros del jugador hasta lugares impensables.

Ganaba el equipo español por uno a cero hasta que se apareció, fantasmal, el atacante camiseta 7 para reventar el arco teutón y transmitirle a Transfermarkt, la firma que evalúa el valor de los futbolistas, lo que ahora puede ser el costo de su pase en el mercado internacional. Así andan las cosas en tejemaneje del fútbol mundial: hoy estás arriba uno, mañana el valor es otro.

Ahora recordamos palabras de César Luis Menotti, siempre punzantes, en una conversación sobre la dimensión monetaria de los jugadores. “Yo siempre creí que el mercado era el de la esquina de mi casa, donde se podían comprar las frutas y las verduras y se hablaba con los amigos. Ahora es para comprar y vender jugadores”…

Así las cosas, vuelta al dinero en abundancia. Antes del partido final por la corona de la Champions League, los futbolistas de más cotización eran, por 180 millones de euros cada uno, el inglés Jude Bellingham, el francés Kylian Mbappé, y el noruego Erling Halland. Por ahí, merodeando, con 150 millones, estaban el británico Phil Foden y Vinicius.

Pero como el fútbol es la metáfora del juego infantil del sube y baja, en la próxima evaluación es posible que el precio a pagar si alguien quisiera al brasileño para incorporarlo a su club, podría coquetear los 200 millones de euros.

Su temporada, y especialmente su gol en el choque decisivo, podría ser el impulso para llegar al cielo de las cotizaciones…

Siempre nos hemos preguntado hasta dónde llegará el fútbol, cuáles serán los límite de este deporte convertido en una maquinaria para producir billete sobre billete. Cuando Neymar fue al París Saint-Germain procedente del Barcelona, el pago de los franceses fue de 222 millones de euros, un récord que aún se mantiene. No va a ser sencillo alcanzarlo, porque de ahí a 180 millones hay un trecho largo por recorrer.

Sin embargo, y como andan las cosas, con una transferencia así, de esa cantidad de dinero por llegar a un club procedente de otro, que es casi, exagerando, el presupuesto de un país pequeño, no sería extraño que un día de estos, al prender el teléfono o la computadora, leamos:

“Tal jugador acaba de ser traspasado por 250 millones de euros”. ¿Quién será, a que hombre con uniforme de fútbol le corresponderá este honor y convertirse, como el Shohei Ohtani del fútbol, en el más caro futbolista de la historia?

Nos vemos por ahí.

Deja un comentario

Lo último