A Tucupita Marcano lo favorece el cambio

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Los 25 encuentros que jugó este año, en su primera campaña como bigleaguer con los Padres, le servirán de plataforma a Tucupita Marcano para relanzar su carrera en las mayores con su nuevo equipo, Piratas de Pittsburgh, al cual llegó como la pieza central que otorgó la organización de San Diego junto con un cheque de $1.4 millones, para conseguir los servicios del camarero Adam Frazier.

Además de Marcano, los Padres también le dieron a los bucaneros al lanzador Michel Miliano y al jardinero Jake Suwinski.
Después de batear para average de .405 (de 42-17) en 26 juegos de la Liga del Cactus, los Padres no tuvieron más alternativa que dejar en la nómina de inicio de campaña 2021 al muchacho de 21 años de edad que fue reclutado como talento internacional, con con bonificación de $320 mil, en julio de 2016.

En 44 turnos, Marcano dio ocho hits, anotó siete carreras y remolcó tres rayitas. Su bajo promedio de .182 no refleja el aprendizaje que debe haber adquirido al lado de talentos consagrados como Eric Hosmer y Manny Machado, cuyos consejos deben haberle ayudado a mejorar el juego en todos los aspectos.

Con los Piratas, sin lugar a dudas, recibirá mayores oportunidades para terminar de desarrollarse como el hábil bateador que es, muy parecido a su padre, Raúl “Tucupita” Marcano, quien no jugó mucho fuera de Venezuela, pero en 18 temporadas en la liga local repartió 413 hits y dejó promedio de .278 en 565 juegos, mientras que en seis ocasiones finalizó con average ofensivo por encima de .300.

“No es un bateador de poder, pero es inteligente, domina la zona de strike y hace contacto con suficiente consistencia”, dice un reporte de scouts publicado en el semanario Baseball America.

“Tiene capacidad para regar líneas hacia cualquier parte del campo y es un excelente tocador que sabe dragar la pelota”, remata el comentario de la publicación mencionada, lo que permite suponer que si Tucupita pone el empeño para terminar de desarrollarse como bateador, pudiera ser el primer zurdo criollo de gran habilidad con el madero que tengan los Piratas en su alineación desde principios de los años setenta, cuando contaron con el zuliano Victor Davalillo.

Lo más probable es que Tucupita sea asignado a la filial AAA de Indianápolis en estos primeros días con la organización de Pittsburgh y antes de finalizar la campaña lo llamen los Piratas.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
 

Enlaces patrocinados